Plagas podrían acabar con musáceas, cacao y cerdos

La peste porcina africana, el hongo fusarium que ataca a las musáceas y el moniliasis que afecta al cacao son las plagas y enfermedades que constituyen en estos momentos las mayores amenazas para la agricultura y la ganadería dominicana y ante las cuales deben aplicarse los controles para evitar su entrada al territorio nacional.

Para ninguna de las tres existe vacuna o método de eliminación, pero estas pueden eliminar plantaciones completas y todos los cerdos del país si entraran a territorio dominicano, advirtieron los directivos del Organismo Internacional Regional de Sanidad Agropecuaria (Oirsa).

Guido Gómez, representante del Oirsa, explicó que el hongo fusarium oxysporum raza tropical es familia de aquella conocida como mal de Panamá, pero esta es más virulenta y dañina. Dijo que este hongo pasó de África a Asia y ya está en Europa y continúa moviéndose y afecta a las plantaciones de musáceas como plátano, banano o guineo.

Indicó que hay que evitar que este hongo llegue a América porque acabaría con todas las plantaciones de musáceas. Advirtió que este hongo puede durar hasta 50 años sin eliminarse del suelo.

Expuso que la otra amenaza, el moniliasis o el hongo monilia del cacao, puede eliminar la planta y disminuir la producción. Dijo que este hongo ya se encuentra en Jamaica, muy cerca de Haití, es decir, que cualquier viento fuerte o huracán puede traerla al país.

Esta enfermedad ataca únicamente a los frutos del cacao, y en Ecuador y Colombia se ha informado sobre pérdidas que van desde el 16 hasta el 80%.
Gómez destacó que el Oirsa está apoyando al Ministerio de Agricultura en los trabajos de prevención tanto para el fusarium como el monilia, donde se realizan simulacros de ataques de estas enfermedades.

Abogó porque el país continúe trabajando en la prevención, la concienciación de los productores y en aplicar las adecuadas medidas de bioseguridad en las fincas.

Gómez ofreció estas declaraciones al participar en el Encuentro Económico junto al director del Departamento de Cuarentena Animal, Jesús Martínez Lorenzo; Ana Lucía Melo, gerente de SITC del Oirsa y representante del Oirsa, y Geovanny Arias, viceministro de Agricultura.

También advirtieron que otra enfermedad a la que el país debe tenerle cuidado y vigilancia es la vaca loca o encefalopatía espongiforme bovina, que se encuentra en Suramérica y Europa, entre otras.
Gómez agregó que ahora que se abre el comercio con China hay que tener cuidado pues tienen la presencia de la fiebre aftosa y de la peste porcina africana.
Martínez Lorenzo dijo que en el caso de la fiebre aftosa e influenza aviar, estas pueden afectar a los humanos.
Gómez resaltó que actualmente en República Dominicana se le da un estrecho seguimiento a la influenza aviar de baja patogenicidad, de la que el país tuvo un brote en diciembre en la provincia Espaillat y que tuvo un costo de US$90,500 de enero a julio de este año. Por el momento se están haciendo pruebas y la enfermedad no ha aparecido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *