Dictan arresto domiciliario a dueño de Omega Tech

El juez José Alejandro Vargas, de la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional, ordenó medidas de coerción contra el propietario de la empresa tecnológica Omega Tech, Alvin Emilio Jiménez Fernández, acusado de defraudación tributaria, falsedad en escritura, asociación de malhechores y lavado de activos.

En tal sentido, el magistrado Vargas dispuso arresto domiciliario, uso de brazalete electrónico, impedimento de salida y una garantía económica de RD$20 millones en efectivo.

Al terminar la audiencia, Jiménez indicó que apelará esta decisión judicial.

El mecanismo. De acuerdo al Ministerio Público, las operaciones fraudulentas de Omega Tech ascienden a unos RD$137.3 millones, dejando de pagar por concepto de impuestos la suma de RD$61.7 millones.

El órgano acusador sostiene que para llegar a tal punto el imputado se asoció con otros asesores, contadores y empresarios para beneficiarse de créditos tributarios ilegítimos y reportó ventas ficticias con las empresas Compumarket y Wonderful Import.

“Se simularon ventas con la empresa Compumarket a fin de permitir que esta empresa que opera en la clandestinidad, en un domicilio diferente al que le fuera reportado a las autoridades tributarias, continúe emitiendo números de comprobantes fiscales no fehacientes en beneficio de la empresa Omega Tech”, describe la acusación del Ministerio Público.

A su vez, el acusado reportaba gastos ficticios para beneficiarse de una “compensación” del ITBIS.

Afirma, de igual modo, que todas las empresas a las que Omega Tech refiere haberles comprado en sus reportes, a su vez han reportado compras a empresas también fraudulentas.

“Lo anterior pone de manifiesto que la intención del contribuyente defraudador consiste en un esquema de utilización de diversos niveles de sociedades generadoras de costos y gastos ficticios”, asevera el MP.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *